Funcionarios de la FGO, sin conocimiento ni preparación para impartir justicia

*Ministerio Público y Director de Asuntos Jurídicos de la Fiscalía de Oaxaca, en problemas legales

*Juez emitió un apercibimiento de 9 mil 622 en contra de Fiscal, además de ordenar la liberación de un vehículo y el pago de piso por omisión y desacato

*Pulcra y eficiente la labor de la abogada Carmen Lucía Ramírez Nolasco, quien lleva el caso de la víctima

Oaxaca, Oaxaca, Jueves 08 de Septiembre, 2022 (Fuente: Agencias).- Derivado de la omisión y desinterés de Lizbeth Trujillo Juárez, agente del ministerio público de la mesa tres del Sector Metropolitano, y de Jaime Alejandro Velásquez Martínez, director de asuntos jurídicos de la Fiscalía General del estado de Oaxaca, fueron sancionados por un juez de control, debido a que se negaron a liberar un automóvil que resultó afectado en un percance registrado en una intersección de la carretera federal 190, Oaxaca-México, siendo este el primer caso en donde obligan a la Fiscalía General de Oaxaca a pagar y liberar un vehículo, algo que la Institución no ha cumplido, por lo que le fue impuesta una su multa económica, gracias a la pulcra y eficiente labor de la abogada Carmen Lucía Ramírez Nolasco, quien lleva el caso de la víctima.

Los funcionarios públicos dependientes de la Fiscalía General del estado de Oaxaca (FGEO) desacataron una orden emitida por la Licenciada Concepción Ayala Dionicio, Juez de Control de Circuito Judicial de Valles Centrales con sede en Tanivet (Tlacolula), al negarse a liberar un vehículo del encierro y pagar el uso de piso; por lo contrario, la institución encargada de la procuración de justicia deberá pagar una multa de 9 mil 622 pesos.

Mediante una audiencia incidental celebrada el día tres de agosto del presente año, la Licenciada Concepción Ayala Dionicio, juez de control de Valles Centrales con sede en Tanivet, ordenó se efectuara la devolución del vehículo marca Nissan tipo Versa a su propietario, el señor Julio Alejandro Matías Ramírez, así como el pago de encierro por los días de piso, ya que la víctima ha cumplido con la acreditación y el procedimiento correspondiente, mediante el dictamen pericial emitido por el perito técnico oficial del Instituto de Servicios Periciales, Ángel Peralta Cortés.

De acuerdo a la declaración Matías Ramírez, mencionó que realmente en la Fiscalía no hay buena impartición de justicia, debido a la falta de preparación y conocimiento por parte de los ministerios públicos; además, agregó que existe apatía del personal y total desconocimiento sobre el sistema acusatorio adversarial con un asunto menor.

“Y es que, si ha transcurrido más de medio año sin poder resolver el problema ni acatar una orden judicial, que se espera de asuntos de mayor relevancia, como un secuestro, una violación o un feminicidio; cuántos años tardaría la institución para resolver el problema o, de lo contrario, archiven la carpeta de investigación o averiguación previa; sólo terminan causando a la víctima un daño psicológico, ya que la revictimizan, poniendo en peligro su propia vida”, señaló.

Expuso que, si la Fiscalía General no es capaz de brindar una justicia pronta y expedita, mucho menos acatar una orden judicial, debido a su negligencia y omisión; la juez de control, al no existir cumplimiento de lo ordenado, emitió un apercibimiento a la representación social, con una multa de 100 Unidades de Medida y Actualización (UMA) equivalente a nueve mil seiscientos veintidós pesos ($9,622.00) en términos de la ley.

Por tal motivo y, ante la negativa de la Fiscalía de Oaxaca, la representante legal de la víctima, Licenciada Carmen Lucía Ramírez Nolasco, presentará una queja ante la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO), ya que están violentando las garantías individuales de su cliente o, de lo contrario, promoverá otros recursos.

De acuerdo a la declaración de la víctima, Julio Alejandro Ramírez, dentro de la carpeta de Investigación 6698/FVCE/Oaxaca/2022, el día 17 de febrero de la presente anualidad, siendo las 22:48 horas, salió de su trabajo ubicado en la calle Armenta y López (en el Centro Histórico de la capital de Oaxaca), a bordo de su automóvil marca Nissan, tipo Versa, color rojo, con placas de circulación TLT-8506 del estado, para dirigirse a su domicilio, pero al llegar al crucero de la agencia de Viguera (en esta capital), sobre el carril de alta velocidad detuvo la marcha por la luz roja del semáforo, cuando repentinamente lo impactó del lado derecho un automóvil tipo versa color rojo con placas de circulación ARA157A de procedencia Americana, el cual era conducido por un hombre en estado de ebriedad, quien pretendió darse a la fuga, pero debido al fuerte impacto se reventó uno de los neumáticos, llegando a la altura del entronque de la autopista sobre la carretera federal que comunica a la Villa de Etla.

La víctima, quien se encontraba lesionado por el fuerte impacto, se comunicó vía celular con un familiar quien vive cerca de donde surgieron los hechos y le comentó lo sucedido, que el conductor se había dado a la fuga sobre la carretera federal 190 con dirección a Etla; su familiar de inmediato salió en busca del responsable del percance automovilístico, encontrándolo cerca del destacamento de la Guardia Nacional a bordo de su unidad de motor con el neumático ponchado; de inmediato pidió al número de emergencias 911 el apoyo de la policía.

Al lugar arribaron elementos de la Policía Vial Estatal comisionados en la Villa de Etla para tomar conocimiento de los hechos; de acuerdo al parte informativo y del certificado médico que emitió el médico cirujano Filemón Alberdin Díaz, el conductor se encontraba en segundo periodo de estado de ebriedad en el momento del percance automovilístico.

Familiares del ebrio conductor y responsable del percance vehicular se presentaron en la comandancia de la Policía Vial y, un hombre, quien dijo llamarse Francisco Avendaño, indicó al policía vial que se haría responsable de los daños ocasionado al vehículo y de las lesiones del conductor.

Por si fuera poco, el responsable de este choque, a pesar de encontrase alcoholizado, los uniformados lo dejaron en libertad y hasta hoy en día ha hecho caso omiso a la Fiscalía General del estado para comparecer; este capricho ha ocasionado la dilación del proceso penal; la autoridad ministerial no ha hecho nada al respecto, así como el Director Jurídico de la Fiscalía General del estado, quien se niega a autorizar y ordenar a quien corresponda realice las gestiones y el pago correspondiente para el cumplimiento de lo ordenado.

Con estos hechos deja al descubierto una red de complicidad y corrupción, ya que los elementos de la Policía Vial estatal de la Villa de Etla, presuntamente a cambio de un soborno, dejaron en libertad al responsable del percance vehicular, a pesar que se encontraba en segundo periodo de estado de ebriedad, y la Fiscalía General del estado pretende evadir dicha responsabilidad, según promoviendo un amparo, según lo manifestó Jaime Alejandro Velásquez Martínez, director de asuntos jurídicos, ya que señala que se trata de una injusticia, y cómo va a pagar dicha cantidad mencionada la institución, mientras que el afectado sigue siendo víctima de la propia institución encargada de la impartición de justicia en el estado de Oaxaca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *