Oaxaca merece paz y justicia: IP

*Ya es tiempo que, unidos por un mismo fin, se trabaje a favor de la educación, salud, empleo y seguridad: COPARMEX

Oaxaca, Oaxaca, Viernes 31 de Marzo, 2017 (Fuente: Agencias).- El sector privado de México advierte que no le corre prisa la discusión del nuevo Tratado de Libre Comercio (TLC) que se tendrá que firmarse con los EUA, advirtiendo que hay confianza en el gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto para que se asuma la decisión correcta.

El presidente de la Coparmex en el país, Gustavo de Hoyos Walther, aseguró que el país tiene grandes potencialidades y la prueba es que tiene una gama abierta para impulsar su comercio exterior a otras 46 naciones.

“Al sector privado no le corre prisa la renegociación del TLC con EUA, estamos listos en el momento que se tenga que emprenderse y estamos tranquilos porque formamos parte de un país competitivo que tienen abiertos tratados comerciales con 46 países.

Mientras que, en materia de lucha contra la corrupción, el organismo empresarial advierte que observan grandes avances en el régimen federal con la aprobación del Sistema Nacional Anticorrupción, que fue para el país una apuesta correcta.

“Creemos que la instrumentación del sistema anticorrupción será un parteaguas en la historia del país para vencer uno de sus grandes lastres que ha dañado tanto la vida institucional”.

Gustavo de Hoyos afirmó que ahora el sector privado espera que el Senado de la República en apego a sus facultades acelere el proceso, para que antes del 9 de abril se agilice la designación del zar anticorrupción y a los magistrados que conformarán el Tribunal de Justicia Administrativa, que serán los encargados de sancionar a los responsables de cometer actos de corrupción.

Ponderó porque la batalla contra la corrupción también se pueda consolidar en los estados, donde debe también ser homologada a las leyes locales los alcances de la legislación federal en la materia.

Antes, resaltó que el nuevo paradigma de los empresarios del país era la observación del gasto social, ya que deseaban ver que realmente se cumpla con el propósito.

“Debemos alcanzar un acuerdo al nuevo modelo educativo, es insoslayable que tengamos mexicanos mejor preparados, eso genera valor, porque si no difícilmente superaremos el reto de ser un país de primer mundo”, advirtió.

“Tenemos que consolidar la seguridad, nos preocupan los atentados contra la libertad de expresión, cuando se atenta contra la libertad de expresión se atenta contra otras medidas, hemos señalado la necesidad que el Congreso de la Unión apruebe la ley de seguridad interior, y dar la batalla contra la corrupción”, demandó.

 

ACUERDO POR OAXACA

 

Gustavo de Hoyos, líder nacional de Coparmex, acudió a la toma de protesta de su nuevo dirigente Raúl Ruiz Robles, quien lanzó un llamado para firmar un “Acuerdo por Oaxaca”, que permita alcanzar restablecer el orden social, el estado de derecho y frene los constantes bloqueos, manifestaciones callejeras que sólo lastiman la economía regional.

Ruiz Robles aseguró que este acuerdo requería de compromisos e ideales, con la participación también de quienes no eran oaxaqueños y habían adoptado a Oaxaca como suya.

Frente a los empresarios, resaltó que ya era tiempo que, unidos por un mismo fin, se trabaje a favor de la educación, salud, empleo y seguridad.

“Una de las razones que me motivó para este honroso cargo es la justicia que reclama Oaxaca, lamentablemente en menor medida hablamos de justicia y sólo si hay justicia habrá paz, Oaxaca merece paz, tiene todo para despegar, el México del sur está distante del México del norte, por la pobreza lacerante de los pueblos, estamos distantes por la falta de sensibilidad de muchos de nosotros, somos gente responsable, somos solidarios, por eso con todo esto podemos aspirar a más y por eso he aceptado esta gran tarea”, subrayó.

“No soy de los que piensan que aplicando la fuerza se solucionarán nuestros problemas, estoy cierto que el diálogo y la política son los instrumentos para alcanzar la justicia”, afirmó Raúl Ruiz Robles.

Por su parte, el ex presidente de la Coparmex, Benjamín Hernández Gutiérrez, reconoció que este último año había sido difícil, por lo que, a pesar de las circunstancias, uno de los mayores logros fue la unidad para alzar la voz, con acciones para presentar demandas junto con otros estados ante la CNDH para exigir el restablecimiento de los derechos contra grupos que anteponen sus intereses.

“Pedimos que se declarara a Oaxaca como zona de desastre económico”, enfatizó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *