Aún no hay justicia en San Mateo del Mar

*Piden desplazados de masacre intervención del alto comisionado de la ONU en las investigaciones

*Son más de 60 familias las que no pueden regresar a su comunidad por las amenazas de muerte en su contra

Oaxaca, Oaxaca, Miércoles 22 de Julio, 2020 (Fuente: Agencias).- En Oaxaca, a un mes de la masacre en San Mateo del Mar, del distrito de Tehuantepec, región Istmo del estado, hay 60 familias desplazadas que no pueden regresar a sus comunidades de origen por la falta de justicia e impunidad que existe a favor de los responsables de la matanza de 15 campesinos.

Los inconformes exigieron la intervención del alto comisionado de Derechos Humanos de la ONU, y de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), para que se presione al Gobierno Mexicano y se realice una investigación a fondo de la violencia reportada en esa región del Istmo, que fue consecuencia de la disputa política de intereses en control del territorio.

En rueda de prensa, cuatro sobrevivientes del ataque perpetrado acusaron al agente municipal de la comunidad de Huazantlán del Río, José Luis Chávez Salinas, y a una célula del crimen organizado, de las agresiones y tortura de las víctimas –que incluso fueron quemadas vivas–. En su queja también implican al presidente municipal de San Mateo del Mar.

En su testimonio, advierten que lograron escapar como pudieron a pesar de tener heridas graves.

Los sobrevivientes y desplazados Luis Arturo Dávalos, Samuel Hurtado, Alejandrino Abasolo Mora, Agustina Roldan y Rosario Salazar, se quejaron que, a pesar de estar amenazados de muerte, no han recibido la protección de las autoridades, porque la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) se las ha negado.

“El 21 de junio sucedió una masacre en Huazantlán del Rio, donde nuestra propia gente mató a sus hermanos, por la intervención de partidos políticos, porque la gente que nos atacó pensó que no habría justicia, porque mi padre fue masacrado. Hago un llamado a los organismos de derechos humanos, porque no están haciendo nada para ayudarnos; también pido justicia a la Fiscalía porque tampoco está avanzando, porque hemos ido a declarar a decir lo que pasó y no hay respuesta, y ya paso un mes y sigue la impunidad a los asesinos”, afirmó Agustina Roldan

“No podemos ingresar a la zona porque estamos amenazados al resto de los opositores, por ello tuvimos que emigrar a otro pueblo y no podemos vivir en paz en nuestras propia casas”, recriminó.

En tanto, el abogado de las víctimas, William Méndez, denunció que, detrás de la protección al agente municipal de Huazantlán del Río hay desde funcionarios de la Fiscalía General, hasta el director del Instituto Nacional de Pueblos Indígenas (INPI), Adelfo Regino Montes y su asesora Anabel Hernández.

Asimismo, acusó a las fuerzas de seguridad estatal y federal de ser “cómplices” por apoyar a los responsables del asesinato de 13 hombres y dos mujeres.

Por otro lado, señaló que hay organismos defensores de Derechos Humanos que han realizado investigaciones sesgadas del caso y, por ello, exigieron imparcialidad de los organismos defensores.

“Nosotros sólo estamos pidiendo al Estado Mexicano, que este caso no quede la impunidad como ha ocurrido con Ayotzinapa o Acteal, y se castigue a los responsables, además, que se cubran las indemnizaciones y la reparación del daño a las víctimas”, expuso.

Los pobladores de la comunidad relataron que el 2 de mayo, un grupo comandado por el agente municipal, José Luis Chávez Salinas, y su secretaria, Teófila Ochoa Palafox, ambos integrantes de un grupo denominado “Unión de Agencias y Comunidades”, organizaron a un grupo de encapuchados para hacer detenciones en contra de hombres y mujeres que no simpatizan con su movimiento.

Según el dicho de las víctimas, al momento de la agresión se encontraban en sus domicilios, acompañados de sus hijos, por lo que, de una forma violenta, fueron trasladados a la cárcel comunitaria, donde más tarde pretendían quemarlas, lo que originó un enfrentamiento entre los pobladores y el grupo del agente municipal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *