Aplican desecho especial para insumos COVID

Oaxaca, Oaxaca, Viernes 01 de Mayo, 2020 (Fuente: Agencias).- En Oaxaca se activó un protocolo y se elabora una cartilla de manejo de los desechos y residuos sanitarios como cubrebocas, guantes o pañuelos desechables, para separarlos de la basura común, a fin de que evitar la propagación del virus del COVID-19.

El titular de la Secretaría del Medio Ambiente, Energía y Desarrollo Sustentable (SEMAEDESO), Samuel Gurrión Matías, dijo que con las acciones se busca dar a conocer a los 570 municipios las medidas de manejo correcto de los residuos sólidos y recomendaciones preventivas que se tienen que asumir en el manejo de la basura, el tiradero municipal y los diversos rellenos sanitarios que hay en las regiones ante la contingencia del COVID-19.

Lo anterior, mencionó, consiste en separar los residuos en orgánicos e inorgánicos, como lo indica la normatividad, agregando una clasificación adicional que se denomina residuos sanitarios.

Los residuos que entran en esta última categoría son los pañales, cepillos de dientes, toallas sanitarias, chicles, papel higiénico, toallitas húmedas, pañuelos desechables, bastoncillos de algodón (cotonetes), cubrebocas o mascarillas, guantes desechables y colillas de cigarros.

Estos –dijo– deben ser embolsados por separado y marcados como no reciclables; lo anterior para evitar contagios, si es que hubiese presencia de virus del COVID-19 en dichos desechos.

Gurrión Matías afirmo que, además de este protocolo, se ha empezado a trabajar la creación de una Cartilla de Manejo de “Residuos COVID” respaldada por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) y la Secretaría de Salud federal, la cual debe aplicarse cuando existe una persona enferma en el hogar, y consiste en separar el residuo sanitario, colocándolo en doble envoltura y marcarlo como residuo COVID-19.

De acuerdo con esta cartilla, el personal que recolecta este tipo de residuos debe usar mascarilla o cubrebocas, guantes, botas, lentes de protección, además de tener preparada una solución anti COVID-19, la cual se compone de cloro y agua para rociar a estas bolsas. Los vehículos de traslado de estos residuos requieren limpieza diaria.

Detalló que, durante la pandemia, para el correcto manejo de estos residuos en los rellenos sanitarios, los desechos COVID-19 deberán ser confinados en una celda de emergencia, separada del resto de los residuos.

Afirmó que el acceso en esta celda deberá ser restringido y los residuos cubiertos con tierra al final de cada día, además de que no habrá separación de residuos.

Al finalizar la descarga de los residuos en la celda de emergencia, los vehículos de transporte, equipos de trabajo, oficinas e instalaciones, deberán ser lavadas cuidadosamente con la solución anti COVID-19.

Mencionó que, durante la contingencia, se deberá tener vigilancia médica del personal y éste deberá contar con el equipo adecuado y enseres de limpieza.

Aseguró que, de acuerdo a la norma federal, llevar a cabo estas acciones permitirá disminuir el peligro de contagio por residuos que pudieran estar contaminados por COVID-19, pues el virus que lo causa puede permanecer hasta 24 horas en cartón y hasta tres días en plástico o acero inoxidable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *