Pide diputada no engañar a oaxaqueños con deuda a corto plazo

*Presenta iniciativa de reforma para que las obligaciones a corto plazo no se refinancien a plazos mayores de un año  

Mario GIRÓN

Oaxaca, Oaxaca, Miércoles 14 de Agosto, 2019.- La diputada María de Jesús Mendoza Sánchez, del Partido Acción Nacional (PAN), presentó la iniciativa de reforma al párrafo tercero del artículo 13 de la Ley de Deuda Pública para el Estado de Oaxaca, para que las obligaciones a corto plazo no tengan refinanciamiento o reestructura a plazos mayores de un año.

Se trata, explicó “que ahora sí, exista disciplina financiera y no sigan engañando a los oaxaqueños con el garlito que se está pagando. Cabe destacar que la deuda a corto plazo alcanza los 2, 488 millones 500 mil pesos, al segundo trimestre de este año”, destacó 

Integrante de la LXIV Legislatura del Estado de Oaxaca, la representante popular del partido blanquiazul, indicó que no es posible nos quieran engañar de que están pagando una deuda que sigue incrementando, aun con los pagos realizados.

La también Presidenta de la Comisión Permanente de Transparencia, Acceso a la Información y Congreso Abierto, destacó que revisando el reciente informe de avance de Gestión Financiera, correspondiente al segundo trimestre, abril, mayo, junio, ejercicio fiscal 2019, en materia de contratación de deuda, se puede tomar como un caso, como ejemplo:

“La deuda con Banorte era de mil 500 millones de pesos. Supuestamente ya estaba pagada; sin embargo, si sumamos tres préstamos tramitados y obtenidos en el segundo trimestre 2019, el resultado no es alentador, es superior a mil 500 millones de pesos”.

La representante popular del PAN, arremetió:

“¿Qué es lo que nos dan a entender con ello?, que sólo se trata de un espejismo, aparentemente pagan la deuda a corto plazo que traían de 2018, ya no aparece en 2019, pero ahora, existe una deuda reestructurada en Banorte por más de mil 500 millones”.

Se entiende, manifestó a sus compañeros legisladores, que la deuda contratada a corto plazo debe pagarse el mismo año, y debe contratarse cuando no exista fluidez momentánea.

Es decir, explicó “supongamos que la Federación no ha entregado el recurso al gobierno del Estado. Para salir de la contingencia puede adquirirse una deuda, pero, en cuanto llegue el recurso de la Federación, están obligados a pagarla o también, disponer del ingreso propio que tiene el gobierno. Sin embargo, no siempre sucede lo correcto, se carece de la cultura del pago”, destacó.

Informó que, en materia de endeudamiento, Oaxaca está clasificado en el nivel de observación (con límite de endeudamiento del 5% sobre el monto de ingresos que perciba), la entidad está colocada abajo del renglón sostenible y arriba de las entidades reconocidas con nivel elevado, a un paso de la luz roja de alarma.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *