Vandaliza “Sol Rojo” la AEI

Oaxaca, Oaxaca, Martes 12 de Marzo, 2019 (Fuente: Agencias).- En Oaxaca, activistas de la organización “Sol Rojo” vandalizaron y destrozaron vidrios de la sede de la Agencia Estatal de Investigación (AEI), dependiente de la Fiscalía General de Oaxaca (FGO) para exigir la aparición con vida de unos de sus activistas que, advierten, fue víctima de desaparición forzada.

También exigen resolver el tema de los desplazados triquis de San Juan Copala, que se encuentran desde hace 5 años en plantón en el Centro Histórico de la capital.

Los inconformes arribaron hasta la sede de la institución para demandar una audiencia con el Fiscal General, Rubén Vasconcelos Méndez, pero encontraron la puerta cerrada.

Ante la falta de diálogo, los manifestaron realizaron un mitin y después pintarrajearon la fachada de la dependencia y destrozaron con uso de palos algunos de los ventanales.

Posteriormente decidieron avanzar en marcha al zócalo de la capital, donde determinaron instalarse en plantón indefinido.

Yolanda Ruiz, vocera de la organización, precisa que hay un pliego de demandas que se ha expuesto ante el gobierno estatal y la Fiscalía, donde se exige la aparición con vida del activista Ernesto Cernas García que fue levantado en mayo del 2018.

“Hemos acudido ante la Fiscalía y sólo nos refieren que no tiene ninguna pista e indicio, pero está claro que fue víctima de desaparición forzada”, señala.

También mencionó que la agrupación está pidiendo respuesta al caso de los desplazados triquis de San Juan Copala, donde están exigiendo que se cumplan las medidas cautelares dictadas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), particularmente el tema donde se le obliga al gobierno que les haga entrega de una vivienda digna a 170 familias, que actualmente viven en una casa de campaña en el corredor del palacio de gobierno.

Un tercer caso es el de San Blas Atempa, en la zona del Istmo de Oaxaca, donde están exigiendo se frene el proceso de construcción de una subestación eléctrica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *