Acusan desvío de 3 MDP en la CDI

*Para el Onceavo Concierto de Bandas de Viento Infantiles y Juveniles en el Auditorio Guelaguetza no utilizaron tales fondos, ya que el auditorio fue prestado y el transporte y los alimentos los costearon los municipios, las instituciones educativas y los padres de familia

*A los niños los trasportaron peor que animales, además que los alimentos fueron medias tortas y comida fría

Oaxaca, Oaxaca, Jueves 15 de Noviembre, 2018 (Fuente: Agencias).- En Oaxaca, un grupo de organizaciones sociales presentaron una queja contra la delegada de la Comisión para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), Cecilia Cruz Lozano, por el presunto desvió de 3 millones de pesos.

La denuncia fue apoyada por el director del Instituto Cultural Indígena, quien se quejó, incluso, de haber recibido amenazas de muerte, luego que denuncio los excesos de la funcionaria federal.

El Maestro Nathanael Lorenzo Hernández, Director del Instituto Intercultural, denunció que la CDI dio un trato indigno a los niños en el Onceavo Concierto de Bandas de Viento Infantiles y Juveniles que se realizó en el Auditorio Guelaguetza el pasado 9 de noviembre, toda vez que los trasportaron peor que animales, los alimentos fueron medias tortas y comida fría.

Denunció que la delegada de la CDI recibió 3 millones de pesos para la organización del evento, pero no utilizó tales fondos, ya que el auditorio Guelaguetza fue prestado y el transporte y los alimentos los costearon los municipios, las instituciones educativas y los padres de familia, por lo que exigió una explicación del destino de los recursos.

Lorenzo Hernández y las organizaciones inconformes difundieron un escrito en el que dice: “Le pido respetuosamente a la delegada de la Comisión Nacional de la CDI, Cecilia Cruz Lozano, que pida disculpas por las ofensas cometidas a los niños, a los jóvenes y a las maestras”.

Los denunciantes advirtieron que presentaron una queja ante la Secretaría de la Función Pública y la legislatura federal por el presunto desvío de fondos que se cometió, advirtiendo que detrás del desvío de recursos federales hay muchos servidores públicos implicados.

Antes, en lo individual, el director del Instituto Cultural aceptó que por alzar la voz ha recibido amenazas, de parte de varios funcionarios federales y de la delegada de la CDI, pero dijo que acudirá a las instancias legales para poner su denuncia.

“Culero sí, pendejo no y marioneta del sistema menos”, finalizó diciendo el maestro en tono muy enojado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *