SMO, por derechos agrarios de mujeres

*Necesario que las titulares de derechos agrarios los transfieran a otras de su mismo género.

Oaxaca, Oaxaca, Lunes 16 de Octubre, 2017 (Fuente: Comunicado).- En el marco del Día Internacional de las Mujeres Rurales, que se conmemora cada 15 de octubre, la titular de la Secretaría de la Mujer Oaxaqueña (SMO), Miriam Pilar Liborio Hernández expresó que la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres y las niñas de las zonas rurales no solo son clave para el desarrollo agrícola, sino que resultan cruciales para el progreso social y económico, y para un desarrollo sostenible y transformador.

Liborio Hernández informó que la SMO coordina los trabajos del proyecto Laboratorio de Cohesión Social México-Unión Europea, denominado “Mujeres, ejerciendo sus derechos y sumando voluntades” en municipios de la Cañada, la Sierra Mazateca y el Istmo, que mediante acciones de capacitación y sensibilización busca promover el ejercicio de su derecho al usufructo de la tierra y de los recursos naturales, al tiempo de contribuir a que tengan voz en la toma de decisiones.

Destacó que la SMO coincide con organismos como la ONU en el papel clave de las mujeres rurales y su contribución a la seguridad alimentaria, la erradicación de la pobreza y malnutrición, mediante el desarrollo rural y agrícola; por ello resulta prioritario impulsar su acceso a recursos financieros y crediticios.

Agregó que la subordinación, discriminación y no reconocimiento a sus derechos agrarios son factores que invisibilizan a las mujeres. De las 354 mil unidades de producción en Oaxaca solo 63 mil (18%) registradas por el INEGI se encuentran a cargo de mujeres. Los principales mecanismos de acceso a la tierra por parte de las mujeres son: la herencia (sucesión de derechos); el reconocimiento por parte del núcleo agrario a través de la asamblea y la compra del derecho.

En 1993, el Programa de Certificación de Derechos Ejidales y Titulación de Solares (Procede) definió los derechos ejidales y parcelarios, abriendo la posibilidad de parcelar y titular individualmente las tierras comunales. Al depender el proceso de la autorización de las asambleas comunales que estaban al frente de hombres, la mayoría de las mujeres quedaron excluidas de participar en la decisión.

La SMO advierte que seguirá enfocando sus esfuerzos, tanto con el Laboratorio de Cohesión Social, como desde su trabajo institucional en todas las comunidades de la entidad, para cerrar las brechas de género, reducir la carga de trabajo y prevenir la discriminación basada en el género de manera preponderante en el ámbito rural.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *