Fuego arrasa con corralón de la Fiscalía

*Presuntamente la quema no controlada de pastizales por campesinos de la zona causaría el voraz incendio, sin embargo, no se descarta la posibilidad que el fuego fuera premeditado

*Serán peritos de la propia Fiscalía quienes determinen la verdadera causa

*Hace siete años se quemaron 300 vehículos de motor en un incendio en el mismo corralón

 

Jairo MAINAN/Othón GARCÍA DÍAZ

Oaxaca, Oaxaca, Jueves 23 de Marzo, 2017.- Al menos dos personas intoxicadas y más de 500 unidades de motor incineradas, dejó como saldo un voraz  incendio registrado en las instalaciones del corralón oficial de la Fiscalía General del Estado (FGE), ubicado en el municipio de San Bartolo Coyotepec, Oaxaca; vecinos del lugar argumentaron que probablemente el fuego fue provocado, aunque existen otras versiones que refieren que el incendio se originó luego que  campesinos trataron de hacer una quema controlada de pastizales, sin embargo,  el viento avivó la flama y esta se propagó hacia dichas instalaciones donde albergan cientos de vehículos confiscados por la  Fiscalía.

Serán peritos de la propia Fiscalía quienes determinen la verdadera causa del siniestro

El director del Heroico Cuerpo de Bomberos, Manuel Alberto Maza Sánchez, informó que aproximadamente a las 14:45 horas, trabajadores de esa dependencia fueron alertados, a través del  Servicio de Emergencia 9-1-1, sobre esta conflagración, por lo que de forma inmediata se movilizaron a los elementos y unidades de Bomberos para combatir el incendio, a fin de salvaguardar la integridad física y patrimonial de los habitantes que viven en los alrededores del predio.

El funcionario público indicó que para sofocar el incendio, cuyas columnas de humo se veían a kilómetros de distancia, se contó con el apoyo de una brigada del Instituto Estatal de Protección Civil (IEPC), 64 bomberos de las estaciones del Centro, Norte y Sur, y 80 policías estatales, para lo cual se necesitaron cuatro pipas de agua del Heroico Cuerpo y además de la participación de la organización de la Piperos de Oaxaca y constructores, quienes prestaron maquinaria pesada.

Asimismo, se contó con el apoyo de una ambulancia y cinco paramédicos, ante el riesgo de presentarse algún caso de intoxicación o quemaduras, mismos que auxiliaron a dos personas que resultaron intoxicadas, las cuales fueron valoradas y permanecieron en observación en el lugar de los hechos.

Maza Sánchez explicó que el encierro se encuentra ubicado en un área de aproximadamente una hectárea y media de superficie y almacena los vehículos que están bajo proceso por alguna investigación de la FGE: “Los vehículos eran colocados en dos líneas y una de ellas se quemó en su totalidad”.

Comentó que el predio no cuenta con barda perimetral, por lo que las unidades servían como circunferencia y que muy probablemente los pastizales que se encuentra en la parte sur del espacio pudieron haber sido los causantes del fuego.

Esta versión fue sostenida por vecinos del lugar, quienes manifestaron que presuntamente la quema no controlada de pastizales por campesinos de la zona causó el voraz incendio, sin embargo, no se descarta la posibilidad que el fuego fue premeditado, ya que en cuestión de minutos, las llamaradas se apoderaron del lugar.

Personas que habitan cerca del lugar fueron evacuadas, ante el temor que el fuego se propagara hasta sus domicilios y sufrieran quemaduras o intoxicaciones.

Al lugar se presentó personal del Instituto de Servicios Periciales, quienes realizaron las diligencias y posteriormente determinar las verdaderas causas que originaron el incendio.

Además, personal de la Fiscalía trabaja en la valoración de las pérdidas registradas a causa del incendio.

Cabe destacar que hace siete años se quemaron 300 vehículos de motor en  un incendio de la misma magnitud registrado en el mismo corralón y en aquella vez se reportaron personas que sufrieron quemaduras.

Al lugar acudieron, el Gobernador del Estado, Maestro Alejandro Murat Hinojosa, y el Secretario de Seguridad Pública, Capitán José Raymundo Tuñón Jáuregui, para supervisar las labores que se hacían en la zona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *