En Oaxaca no existe la cultura de la donación de órganos

Oaxaca, Oaxaca, Martes 28 de Febrero, 2017 (Fuente: Agencias).- Un trasplante de riñón ofrece calidad de vida, quita el peso económico de las diálisis y hemodiálisis a la familia del paciente, sin embargo, la problemática para estos pacientes se agudiza, pues Oaxaca está entre los últimos lugares de donación voluntaria.

Alrededor de un trasplante circulan muchos tabúes, pues algunos afirman que la persona que dona sus órganos se irá incompleta al cielo, también está el tema de la compatibilidad e inclusive se ha puesto en duda la eficacia del proceso.

Por el 27 de febrero Día Internacional del Trasplante y por el 12 de Marzo, Día del Riñón, diversas organizaciones realizan esfuerzos por generar conciencia ciudadana para reconocer la importancia de dar vida después de la muerte.

 

Su madre le dio dos veces la vida

 

A Rosa Heyra Cruz Morales su madre le donó un riñón hace 16 años y gracias a eso se ha prologando su vida, ella afirma que “donar es darle vida a otra persona y al final en el cielo o al lugar donde vayamos no nos van a revisar”.

El diagnóstico que le dieron a Rosa a los 28 años no fue alentador, le informaron que tenía insuficiencia renal crónica, al parecer sus órganos no se desarrollaron y que conforme aumentaba su edad la complicación se agudizaba.

Durante cuatro meses le aplicaron un proceso de diálisis que era costoso y los doctores le daban muy pocos meses de vida si no recibía un riñón.

La mamá, el papá y la hermana de Heyra Cruz le ofrecieron ser sus donantes, sin embargo, la progenitora fue la compatible después de un riguroso proceso de estudios y análisis.

El trasplante de Rosa se llevó a cabo en el Hospital General de Guadalajara, el procedimiento tardó entre seis meses y un año para tener los documentos, las especificaciones y llevar a cabo la cirugía.

“Una donación te cambia y te da calidad de vida cuando ya está fallando el riñón. Es mucho más barato que estar en un proceso de diálisis o hemodiálisis pero muy poca gente tiene el interés de hacerlo”, señaló.

Después de recibir un órgano, en este caso el riñón, el paciente se somete a un proceso de vigilancia y control con medicamentos indicados para no perder la compatibilidad, situación que puede pasar en cualquier momento.

Ya que contrario a otros padecimientos, quien haya sido trasplantado tiene que suministrarse inmunosupresores para debilitar las defensas del cuerpo. “Es opuesto a fortalecer las defensas, porque si existen las defensas necesarias, el organismo rechaza un cuerpo extraño”, explicó.

Rosa Cruz es abogada y no tuvo hijos porque no quiso, actualmente realiza sus actividades de manera normal y cada minuto que pasa lo vive con gran alegría.

Llegó vestida de blusa color rosa, maquillada con colores vivos y una sonrisa permanente que manifiesta la alegría que tiene por la nueva oportunidad que le ha dado la vida.

La madre de la paciente tiene 65 años y también realiza sus actividades de manera normal.

“Hay que saber que es una oportunidad más, pero no para estar acostados todo el día, sino para realizar lo que más nos gusta y ponernos a trabajar”, dijo Rosa Cruz.

 

Faltan donadores de órganos

 

Cuando existe muerte cerebral o alguna otra circunstancia que permita que la persona pueda donar sus órganos, que lo hagan, porque un trasplante salva vidas, expresó Felipe Valdivieso, de la asociación Promoviendo vidas.

Reconoció que en Oaxaca no existe esta cultura y las personas se rehúsan a ayudar a otras.

Dijo que en la lista de espera pueden estar inscritos entre seis y 12 años sin recibir este beneficio o en su caso, llegan a perder la vida.

De acuerdo con los datos recabados por Felipe Valdivieso, los órganos con mayor demanda son el riñón, corazón, cornea e hígado.

“Yo recibí un riñón hace dos años y eso me ha dado una esperanza más, ahora tengo que cuidarme para que todo marche bien”, expresó.

Para esta fecha tan importante, promoviendo vidas está analizando realizar diversas actividades entre ellas, dar historias de vida y también promover la cultura de la donación para los trasplantes.

A la fecha se han reportado en el Sistema Informático del Registro Nacional de Trasplantes (SIRNT):

 

3 mil 523 trasplantes de córnea

 

2 mil 988 trasplantes de riñón

 

184 trasplantes de hígado

 

34 trasplantes de corazón

 

3 trasplantes de páncreas

 

1 trasplante de corazón-riñón

 

1 trasplante de pulmón

 

En México:

 

20 mil personas están en lista de espera para recibir algún órgano

 

12 mil personas esperan un trasplante de Riñón

 

7 mil necesitan de una Córnea

 

393 requieren de un hígado

 

43 están en espera de un Corazón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *