No cesa ola de ejecuciones en el Istmo

Juchitán, Oaxaca, Viernes 06 de Enero, 2017 (Fuente: Agencias).- La ola de violencia que se registra en la región del Istmo desde hace meses atrás parece no tener fin, pues la noche de este miércoles dos personas fueron ejecutadas en esta región, una de ellas en la ciudad y puerto de Salina Cruz, y otra más en la población de La Venta.

En la población de La Venta se registró una llamada en donde se solicitaba el apoyo de los cuerpos de emergencias y seguridad pues reportaban que una persona había sido ejecutada en una gasolinera en esta población.

Ante esta situación los elementos policiacos se trasladaron al lugar de los hechos en donde constataron que una persona del sexo masculino se encontraba tendida sin vida, a un costado de un mototaxi, por lo que dieron aviso a los elementos de la AEI, quienes minutos más tarde arribaron a la zona.

Después de realizadas las primeras indagatorias del caso, se dio a conocer que la persona ejecutada en vida respondía al nombre de Mariano C. S., con domicilio en Santo Domingo Ingenio, quien se desempeñaba como despachador de la gasolinera.

Las primeras versiones apuntan a que un par de sujetos desconocidos a bordo de una motocicleta arribaron a la gasolinera, y sin mediar palabra alguna abrieron fuego contra el infortunado sujeto, para posteriormente darse a la fuga con rumbo desconocido.

 

Lo ejecutan al interior de una cantina

 

Mientras tanto en Salina Cruz, alrededor de las 22:00 horas, fueron alertados los elementos de seguridad que al interior de una cantina clandestina se habían reportado disparos de arma de fuego, por lo que rápidamente se trasladaron al domicilio ubicado en calle Cerezo esquina El Roble, de la colonia San Pablo Sur, donde se percataron que un sujeto se encontraba tendido boca abajo en un charco de sangre.

Ante esto, elementos de la Cruz Roja que arribaron al lugar de los hechos se dispusieron a verificar el estado del sujeto, percatándose que ya no presentaba signos vitales y que había dejado de existir.

Por tal motivo, la zona fue acordonada en espera de los Agentes ministeriales, quienes minutos más tarde arribaron al lugar para comenzar las primeras investigaciones, las cuales arrojaron que el hoy occiso, de nombre Aurelio C. C., de aproximadamente 40 años de edad, presentaba al menos dos impactos de arma de fuego calibre 9 mm en la espalda y uno más a la altura del tobillo.

Posteriormente, y en ambos crímenes, después de realizadas las primeras indagatorias se ordenó el levantamiento de los cuerpos, para ser trasladados y que les sean realizadas las necropsias de ley correspondientes a cada cuerpo, asimismo se dio inicio con el legajo de investigación por el delito de homicidio en contra de quien o quienes resulten responsables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *